Noticia de la Archidiócesis de Valencia

El Arzobispado asegura que “la Iglesia no tiene nada que ver” con el desahucio en un bajo de Mislata

Gestión parroquial online

VALENCIA, 15 ABR. (AVAN).- El Arzobispado de Valencia ha asegurado esta tarde en un comunicado que la Iglesia católica “nada tiene que ver” con el desahucio en el bajo de la calle Mayor, 25, de Mislata, frente a lo manifestado por la Plataforma de Afectados por Hipotecas (PAH) de Valencia y reflejado luego por varios medios de comunicación, por lo que advierte de su derecho a emprender acciones legales en su defensa.

En un comunicado hecho público esta tarde, el Arzobispado expresa que “el uso público de su nombre unido a esas actuaciones de desahucio” le produce “un lógico dolor y consternación”.

En el comunicado, señala que la fundación benéfica Francisco Balbastre Arnau “fue instituida como fundación civil por el señor Balbastre Arnau en su testamento, con fecha 26 de abril de 1922”, y subraya que en la constitución de esa entidad, “nada tuvo que ver la Iglesia católica, aunque coincida que uno de los patronos, nombrado por el laico fundador y no por la Iglesia católica, sea el párroco de Mislata”.

En consecuencia, “la Iglesia católica como institución nada tiene que ver con el desahucio en el bajo de la calle Mayor,25 de Mislata”. Por ello, “este Arzobispado de Valencia, como representante de la Iglesia católica, queda en libertad de defender su derecho ante los tribunales ordinarios de Justicia”.

La fundación Balbastre insiste en otro comunicado

Por su parte, en un comunicado esta tarde difundido por la propia Fundación Francisco Balbastre Arnau manifiesta también que es “una fundación civil, en cuya constitución nada tuvo que ver la Iglesia Católica”.

La fundación asegura que “doña Josefa Martí no es la propietaria del inmueble”, porque la resolución que le concedió la titularidad del inmueble sito en la calle Mayor, 25, de Mislata “fue declarada nula por el Tribunal Supremo hace quince años por haber sido obtenida por medio de `maquinaciones fraudulentas´”.

A partir de entonces “los tribunales siempre han dado la razón a la Fundación Francisco Balbastre Arnau”, a pesar de lo cual, la fundación “nunca ha querido ejecutar sin más el desahucio de doña Josefa Martí y su familia de las viviendas sitas en la calle Mayor, 25 de Mislata”. Por el contrario, “siempre ha ofrecido soluciones que la señora Martí no ha aceptado”.

En su comunicado, la fundación Francisco Balbastre asegura que “no va a dejar a doña Josefa Marti y su familia sin hogar” y destaca que la propia fundación “ha facilitado una vivienda al matrimonio mayor, que ya ocupa y otra a la pareja joven”. En este última “se ha renovado el cuarto de baño y se ha pintado todo el inmueble”, precisa el comunicado, que concluye señalando que “en el bajo -que es lo único que se pretende recuperar con el desahucio- se va a desarrollar una actividad de tipo social”.

Fuente original: http://www.archivalencia.org/contenido.php?a=6&pad=6&modulo=37&id=13590&pagina=1